El mundo es demasiado pequeño

El mundo es demasiado pequeño

Imagen de Ruth

En serio, lo he dicho muchas veces en este blog: estoy alucinando con el mundo, que es demasiado pequeñito (como un pañuelo). Ya llevo varias anécdotas relacionadas con encuentros inesperados, y parece que no van a acabar pronto…

Después de mi desgraciada llegada a la capital francesa, decidí irme a dormir por miedo a que me ocurrieran más cosas, pero por suerte el día siguiente me ofreció una divertida recompensa.

Fui a la cocina a preparar la cena y allí me encontré con dos chicas que estaban en la mesa, comiendo. Al verme entrar, me preguntaron, iniciaron una conversación en francés que os traduzco a continuación:

-¿Eres de Madrid?

-Sí.

-¿Y vas al gimnasio X?

Me quedé con la bouche ouverte, como os podréis imaginar. Resulta que son hermanas y van a mi gimnasio (francamente, no recordaba sus caras). Y ahora coincido un mes con ellas en una residencia en París…

¡Qué fuerte!

Anuncios

Comenta :)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s